EOM explica Economía y Desarrollo Mundo

¿Qué son las commodities?

¿Qué son las commodities?
Fuente: elaboración propia.

Pese a ser productos sencillos, las commodities son de gran importancia tanto a nivel económico como geopolítico.

El término commodity —que puede traducirse como ‘materia prima’ o ‘bien homogéneo’— describe un producto básico usado en procesos de producción complejos. Las commodities se producen masiva y uniformemente: aunque su lugar de producción sea distinto, no poseen ningún valor que las diferencie unas de otras. El maíz producido en California, por ejemplo, no difiere mucho del de Canadá. Así, el valor de estos productos está en sus características genéricas, que los hacen muy necesarios y demandados en todo el mundo.

La gran mayoría de las commodities son recursos naturales: energéticos (carbón, petróleo, gas), minerales (cobre, plomo, hierro), agrícolas (maíz, azúcar, trigo, café), entre otros. Sin embargo, también es posible que un producto específico, más elaborado y exclusivo, sea demandado masivamente y acabe siendo producido de manera genérica, convirtiéndose en una commodity. Este proceso, conocido como “comoditización”, es habitual en el sector farmacéutico, con los medicamentos genéricos, y en tecnológico, con productos como los ordenadores

Las commodities son un elemento productivo básico a nivel internacional, lo que las hace muy atractivas para la inversión, comercializándose en dos tipos de mercados: el mercado spot, o al contado, y el mercado de futuros. En el primero la materia prima se vende en el momento, mientras que en el segundo se fijan por adelantado la cantidad y precio del producto para una venta posterior. Estas compras a futuro buscan dar estabilidad al mercado evitando el impacto de las fluctuaciones de precios.

Cereales como el trigo, el maíz, el arroz o la soja, fundamentales en la alimentación de miles de millones de personas, son commodities. Su demanda se mantiene estable o crece muy lentamente, pero su precio puede fluctuar, con graves consecuencias económicas.


Como mercado de inversión, una de las principales características de las commodities es que se ven muy influidas por factores externos. Su precio puede verse alterado por conflictos armados, tensiones geopolíticas o alteraciones climáticas, provocando graves consecuencias económicas a nivel mundial o incluso hambrunas, si se trata de cereales, por ejemplo. Sin embargo, las commodities siguen siendo muy atractivas para el negocio: como son productos imprescindibles cuya demanda no desaparece, se perciben como una inversión más segura y rentable que otras. Incluso con commodities cuyo precio fluctúa más, como el petróleo,  no es difícil encontrar compradores.

En EOM explica respondemos a las preguntas que nuestros lectores nos hacen. Queremos seguir fomentando la divulgación internacional y ayudaros a comprender un poco mejor cómo funciona el mundo. Si tienes alguna pregunta sobre temas internacionales no dudes en mandárnosla a través de este formulario.

Comentarios