EOM explica Geopolítica Oriente Próximo y Magreb

¿En qué consiste el acuerdo nuclear con Irán?

¿En qué consiste el acuerdo nuclear con Irán?
El presidente iraní, Hasán Rohaní (izquierda) y el director de la Organización de Energía Atómica iraní, Alí Akbar Salehí, frente a la central nuclear de Bushehr, 2015. Fuente: Wikimedia

El acuerdo nuclear con Irán fue un pacto internacional para restringir el programa nuclear iraní. Su nombre oficial es Plan de Acción Integral Conjunto (PAIC, o JCPOA por las siglas en inglés), y lo firmaron Irán, los cinco miembros permanentes del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas —China, Estados Unidos, Francia, el Reino Unido y Rusia—, Alemania y la Unión Europea. El acuerdo se firmó en Viena (Austria) el 14 de julio de 2015, dos años después de la firma de un acuerdo provisional que sentó las bases del plan de acción, y casi una década después de la formación del grupo negociador en 2006. Tras su firma, el PAIC fue incorporado al derecho internacional a través de la resolución 2231 del Consejo de Seguridad. 

¿Quieres recibir contenidos como este en tu correo?

Apúntate a nuestro boletín semanal

El acuerdo estableció que se levantarían las sanciones económicas contra Irán a cambio de que este país limitara a usos pacíficos su programa nuclear, en desarrollo desde mediados del siglo XX. Durante los quince años posteriores a la firma, Irán debía reducir sus reservas de uranio enriquecido en un 98% hasta los trescientos kilos y no superar el 3,67% de enriquecimiento. Además, el acuerdo limita el número de centrifugadoras para enriquecer uranio que Irán puede tener. Por último, el Gobierno iraní se comprometió a reformar sus reactores de agua pesada para que no puedan producir plutonio, elemento usado en la elaboración de armas nucleares, y a no construir ninguna planta de este tipo hasta 2030. Asimismo, se estableció un mecanismo de vigilancia de posibles incumplimientos de la mano del Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA). 

El hecho de que Estados Unidos e Irán, adversarios geopolíticos, negociaran un tema tan sensible se considera una hazaña diplomática. Varios factores explicaron el fin de una larga etapa de desconfianza entre Irán y el resto de potencias. El creciente descontento social iraní, unido al sufrimiento económico provocado por las sanciones internacionales, obligaron a la República Islámica a aceptar la vía diplomática como medio para demostrar a la sociedad internacional las intenciones pacíficas de su programa nuclear. Los demás firmantes vieron en el acuerdo una oportunidad para asegurarse de que Irán no se hiciera con el arma nuclear, y para la Unión Europea también fue una premisa para aumentar sus intercambios comerciales con el país. Los detractores del acuerdo, por el contrario, afirmaron que no debía existir fecha límite para restringir el programa nuclear de Irán, sino una suspensión indefinida.

Acuerdo nuclear con Irán.
Evolución de los intercambios comerciales entre Irán y la Unión Europea (en azul). Se produjo un incremento tras la firma del acuerdo, y una caída progresiva a partir de la salida de Estados Unidos. Fuente: Statista

Estados Unidos es considerado el principal impulsor del acuerdo, pero es el único que lo ha abandonado. Dos años después de que la Administración Obama firmara el tratado, su sucesor, Donald Trump, lo rompió. Lo hizo argumentando que sus restricciones no evitaban que un “Estado patrocinador del terrorismo” desarrollase el arma nuclear, ya que el acuerdo de 2015 no menciona elementos sensibles como la financiación de grupos terroristas extranjeros por parte de Irán o sus pruebas de misiles balísticos. Por tanto, Trump restableció las sanciones, echando por tierra años de trabajo diplomático. Pese a las críticas de Trump, Irán sí estaba cumpliendo con los protocolos que establecía el acuerdo, según el resto de firmantes y los informes de la OIEA. Ahora se espera que el nuevo presidente estadounidense, Joe Biden —vicepresidente de Obama cuando se firmó el texto—, recupere el pacto nuclear.

La OIEA informó en enero de 2021 de que Irán había vuelto a enriquecer uranio hasta el 20%, nivel que había alcanzado antes de la firma de Viena. El régimen iraní empezó a incumplir sus obligaciones en 2019 en represalia por la salida unilateral de Trump del acuerdo, alegando que tenían derecho a infringirlo si una de las partes firmantes lo rompía de forma injustificada. A pesar de ello, el 20% de enriquecimiento sigue muy por debajo del 90% requerido para desarrollar una bomba nuclear.

Avatar

El Orden Mundial

Somos un grupo de jóvenes analistas especializados en distintas áreas de Relaciones Internacionales. Nuestro objetivo: comprender cómo funciona el mundo.

Comentarios