Geopolítica del collar de perlas de China

Cartografía Geopolítica Asia-Pacífico

La geopolítica de China y su collar de perlas

Descripción del mapa

Pekín ha desarrollado una de las mayores estrategias geopolíticas de nuestro tiempo, combinando puertos comerciales con bases navales militares: el llamado collar de perlas chino. A través de esta ruta y con una potente armada, China pretende asegurar su dominio marítimo sobre Asia-Pacífico y sus competidores inmediatos.

China es la gran potencia manufacturera del mundo, y en su búsqueda por nuevos mercados y sustentar su economía, ya sea para vender sus productos como para adquirir materias primas, China es consciente que necesita asegurar las largas rutas de suministro. Si no, su ascenso estará a merced de otros poderes navales o de la coyuntura en otras regiones del mundo dadas a la convulsión, como Oriente Próximo o África.

¿Quieres recibir contenidos como este en tu correo?

Apúntate a nuestro boletín semanal

La estrategia de Pekín del collar de perlas, que busca asegurar su dominio sobre el Índico y el Pacífico y así controlar las idas y venidas de recursos clave para su economía, tiene abundantes rivales y otras tantas piedras en el camino. Una de las principales es la presencia militar de Estados Unidos en la zona.

Desde que Japón fue derrotada en la Segunda Guerra Mundial, la región ha sido de enorme interés para Washington. Su presencia militar en el país nipón se cuenta mediante un gran número de bases y decenas de miles de militares desplegados. Posteriormente, esta situación se repitió en Corea del Sur, y su anillo en la zona llega hasta Oriente Próximo, enlazando posiciones de enorme valor geoestratégico.

En tiempos más recientes hemos podido ver cómo esta rivalidad también se ha dado en el plano comercial. Aunque su finalidad no sea estrictamente militar, las medidas arancelarias impuestas por Trump a China también buscan rodear económicamente al gigante asiático.

La geopolítica de China en Asia-Pacífico

En la jugada geopolítica de Pekín para desarrollar su collar de perlas no solo se ha encontrado con la presencia de Estados Unidos. También India, economía emergente donde se precie, está tratando de evitar quedarse encerrada por China y abrirse paso al mar.

Aunque con menos ambiciones que el gigante asiático, India está tratando de conformar un espacio de influencia propio en la región del Índico, y al menos relajar la presión que la estrategia china está poniendo sobre sus intereses geoestratégicos y que podría lastrar su progreso en el futuro.

El cerco de China a India

Comentarios