Satisfacción con la democracia en América Latina en 2018

Cartografía Política y Sociedad América Latina y el Caribe

¿Qué nivel de satisfacción hay con la democracia en América Latina?

Descripción del mapa

La democracia en América Latina está en crisis: si en 2008 el porcentaje de personas satisfechas con el funcionamiento de la democracia era del 44% en toda la región, en 2018 descendió hasta el 24%. Así lo reflejan los datos del Latinobarómetro de 2018, una ONG chilena que recoge la opinión de los latinoamericanos a través de encuestas desde 1995.

En ningún país de la región hay una mayoría de la población que se muestre contenta con el desempeño de la democracia en su país. De hecho, solo tres países se acercan al 50% de los ciudadanos: Uruguay, Costa Rica y Chile. Especialmente llamativo es el caso de Nicaragua, que en el Latinobarómetro de 2017 ocupaba la segunda posición con un 52% de satisfacción y en el de 2018 tan solo un 20%, una caída de 32 puntos porcentuales en un año. El país centroamericano se encuentra sumido en una profunda crisis desatada por el intento de reforma del Instituto Nicaragüense de Seguridad Social en abril de 2018, que afectaba a las pensiones y aumentaba los impuestos al sector privado.

¿Qué apoyo tiene la democracia en América Latina?

En la misma dinámica se encuentran Venezuela y Brasil, las dos caídas más constantes y pronunciadas de toda la región: la primera ha pasado de contar con un histórico 59% de personas satisfechas en 2007 a un 12% en 2018, un desplome que la oposición venezolana ha utilizado sin éxito para tratar que Nicolás Maduro salga del poder, mientras que la segunda pasó de contar con un 49% en 2010 a un 9% en 2018, el registro más bajo de la última edición del Latinobarómetro. Los profundos problemas democráticos de la que estaba llamada a ser la potencia de Sudamérica hundieron la credibilidad de la clase política, una situación que Jair Bolsonaro ha sabido aprovechar como nadie para llegar a la presidencia de Brasil.

En el resto de países, la insatisfacción es igualmente evidente, y no faltan motivos para ello: problemas de corrupción, elevada desigualdad, bajos niveles de desarrollo, crisis periódicas, violencia estructural… Los latinoamericanos tienen aún un sinfín de razones para pensar que los estándares democráticos de sus países están lejos del óptimo.

El impacto de la corrupción en América Latina y Caribe

Si quieres acceder a los datos de la edición anterior del Latinobarómetro, la de 2017, los puedes encontrar aquí.

4 comentarios

  1. ¿Venezuela por encima de Colombia, México, Perú y Brasil?, a ver si visitan la región y no solo usan algoritmos chimberos

  2. República Dominicana no hay democracia ya que el presidente compara los votos para reelegirse y quiere hacerlo otra vez donde la prenda destacar vendida al gobierno como decir que esto no está bien valorizado

  3. Actualización urgente, del 2017 al 2019 ha cambiado mucho este gráfico

  4. Ese mapa esta muy equivocado, hay que corregir y más bien no engañar. Parece que se invirtieron los valores, de abajo para arriba