Embajadas y consulados de Argentina en el mundo

Cartografía Geopolítica Mundo

Las embajadas de Argentina

Descripción del mapa

Argentina, la tercera economía de América Latina, solo por detrás de Brasil y México, y el cuarto país más poblado de la región, por detrás de estos dos y Colombia, es sin embargo el país con mayor presencia diplomática de embajadas y consulados en el extranjero de toda Hispanoamérica, y el segundo de Latinoamérica. 

Su red diplomática se extiende por todo el continente americano, con la excepción de algunos pequeños Estados antillanos y Belice. Destaca una extraordinariamente densa red de consulados fronterizos en Paraguay, Bolivia y sobre todo Uruguay. Es también relevante señalar lo poco extensa que es está red diplomática y consultar en Chile, un país con el que comparte una de las fronteras más largas del mundo y que además es su acceso al Pacífico.

Argentina es un país de inmigrantes —con pequeñas minorías indígenas como la mapuche—, algo que en Europa y Oriente Próximo se hace evidente, ya que su red diplomática muestra el origen de esta migración. El país tiene representaciones en Cádiz, Vigo o Tenerife en España; Hamburgo o Fráncfort en Alemania; Italia, Ucrania, Polonia, Serbia, Hungría, Armenia, Líbano, Siria o Egipto, entre otros. Esto da a Argentina unas estructuras sociales, económicas y políticas que aumentan su influencia mundial, pero que también le exige de un gran esfuerzo diplomático y económico para ser mantenidas.

La presencia de ciudadanos de ascendencia árabe es una de las causas de la influencia de un grupo libanés como Hezbolá en Argentina, y también el intento de penetración de Dáesh en el país. La ascendencia italiana es la causa de una fuerte influencia gastronómica y musical, que llega al punto de haber convertido himnos italianos en canciones argentinas. Fuera de América, Europa y el Mediterráneo las legaciones diplomáticas argentinas se ubican únicamente en las potencias regionales o mundiales de Asia y África, con dos excepciones: las excolonias portuguesas de Angola y Mozambique.

Comentarios