EOM explica Economía y Desarrollo Mundo

¿Qué es el Día de la Sobrecapacidad de la Tierra?

¿Qué es el Día de la Sobrecapacidad de la Tierra?
Fuente: Freepik

El Día de la Sobrecapacidad de la Tierra, o Earth Overshoot Day, es la fecha en que la humanidad agota los recursos que el planeta puede generar en un año. No es un día internacional como los que declara la ONU, sino que está promovido por la organización sin ánimo de lucro Global Footprint Network con la intención de alertar al mundo sobre lo insostenible del actual ritmo de consumo.

¿Quieres recibir contenidos como este en tu correo?

Apúntate a nuestro boletín semanal

El Día de la Sobrecapacidad no tiene fecha asignada, sino que se calcula cada año, dividiendo la biocapacidad del planeta entre la huella ecológica de la humanidad y multiplicando por los 365 días del año. La biocapacidad cuantifica en hectáreas los recursos naturales de la Tierra que generan productos o actividad económica. Estos son los suelos de cultivo y pastoreo, los bosques para extraer madera y papel y que absorben el CO₂, las áreas urbanizadas y los recursos pesqueros del mar. Por su parte, la huella ecológica cuantifica los pastos, peces, árboles y demás recursos que la población demanda para cubrir sus necesidades. La sobrecapacidad se produce cuando el consumo es mayor que los recursos disponibles, momento en que se habla de déficit ecológico. Cuanto más grande sea este déficit, más próximo al uno de enero se ubicará el Día de la Sobrecapacidad en el calendario, es decir, antes agota la humanidad los recursos de que en teoría dispone para ese año.

Día de la sobrecapacidad de la tierra
El Día de la Sobrecapacidad de la Tierra en 2020 llegó el 29 de julio a nivel global, pero cambia mucho entre unos países y otros. Fuente: Global Footprint Network

La fecha se ha acercado cada vez más al 1 de enero en la última década. Ahora la humanidad agota entre julio y agosto los recursos disponibles hasta diciembre. El primer registro, en 1970, se ubicó el 29 de diciembre, mientras que en 2019 fue el 29 de julio y en 2020, el 22 de agosto. Los veinticuatro días de diferencia entre 2019 y 2020 se deben a los confinamientos por la pandemia, que redujeron la actividad económica global. El transporte, el ocio y el turismo fueron los sectores más afectados, y las empresas disminuyeron su consumo de energía. Con todo, se trata de un parón coyuntural, insuficiente para revertir el cambio climático.

Global Footprint Network elabora el Living Planet Report, un informe anual en el que analiza el estado de la biodiversidad de la Tierra y hace recomendaciones para aplanar la curva de explotación de recursos. Los datos de 2019 muestran que la huella ecológica fue de 2,8 hectáreas globales por habitante cada año, y la biocapacidad, de 1,63 de hectáreas por habitante al año. Sin embargo, no todos los países consumen por igual. 49 territorios terminan el año con reserva de biocapacidad, como Finlandia, Brasil o Angola, mientras que 139 lo hacen con déficit ecológico, incluidos casi toda Europa, China y Estados Unidos. Por ejemplo, el ciudadano qatarí medio consume los recursos de la Tierra en 42 días, mientras que un indonesio los agota en 352.

El informe de 2020 alerta de esta creciente diferencia entre la demanda humana y la disponibilidad de medios naturales. La biocapacidad de la Tierra ha aumentado un 28% en los últimos sesenta años gracias a los avances tecnológicos y de gestión de la tierra, pero la demanda ha crecido un 56%. Las prácticas de consumo actuales dejan una huella ecológica 176% veces superior a la de 1960. El responsable principal es el sector alimenticio —agricultura y pesca—, pues demanda bosques, agua, animales y tierras de cultivo. De ese modo, los informes de Global Footprint Network y la ONU advierten de que la única forma para dejar de vivir por encima de nuestras posibilidades es reformar los patrones de consumo.

Avatar

El Orden Mundial

Somos un grupo de jóvenes analistas especializados en distintas áreas de Relaciones Internacionales. Nuestro objetivo: comprender cómo funciona el mundo.

2 comentarios