En el foco Política y Sociedad América del Norte

Midterms en un Estados Unidos partido en dos

Midterms en un Estados Unidos partido en dos
Fuente: Charlotte Cuthbertson (The Epoch Times)

Estados Unidos se mira a sí mismo en las elecciones de mitad de mandato del próximo 6 de noviembre. Una tensa situación política agravada por la creciente polarización y el presidente más impopular que se recuerda condicionarán el voto.

Todas las elecciones de mitad de mandato en Estados Unidos son, de algún modo, un referéndum sobre el presidente. Dos años después de las últimas presidenciales y dos años antes de las siguientes, las midterms son el escenario ideal para evaluar la situación política del país y sirven de termómetro para anticipar los resultados de las próximas elecciones. Históricamente, viene siendo muy habitual que el partido del presidente acuse la fatiga de gobernar y pierda apoyos entre los electores, como parece que va a suceder.

Aunque puedan atraer menos atención mediática que las presidenciales, estas elecciones son cruciales para la vida política estadounidense. Su resultado renueva la totalidad de la Cámara de Representantes, un tercio del Senado y un buen número de gobernadores y legislaturas a nivel estatal, lo que da oportunidad al partido en la oposición de tomar el control del legislativo y dificultar así la labor de gobierno de la Casa Blanca controlando aspectos claves como el nombramiento de los jueces del Tribunal Supremo o el procedimiento de impeachment. De nuevo, una situación así no es infrecuente: el mismo Obama pasó sus dos últimos años de mandato peleando contra un leg...

Si quieres seguir leyendo este artículo, suscríbete a EOM. Lo que pasa en el mundo te afecta; comprenderlo es más necesario que nunca.

Suscríbete por 50 € al año