Cartografía Geopolítica Europa

¿Cuál es la diferencia entre Gran Bretaña, Reino Unido e islas británicas?

Descripción del mapa

Llamar a las cosas por su nombre es importante, incluyendo los lugares. Por eso es más que conveniente conocer la diferencia entre Gran Bretaña, Reino Unido e islas británicas. Incluso lo podemos extender también a Inglaterra. Todas ellas son elementos distintos, aunque de forma habitual nos toque escuchar o leer referirse por alguno de estos nombres a una entidad que realmente no es esa. Podemos ir de mayor a menor tamaño:

  • Islas británicas es un concepto de geografía física. Se refiere única y exclusivamente a las islas en las que como veremos hay varios países. Así, encontramos dos islas principales: Gran Bretaña e Irlanda, además de un conjunto de islas mucho más pequeñas, las cuales muchas de ellas tienen una entidad política autónoma —como la isla de Man—.
  • Reino Unido ya es un concepto político. Siendo totalmente correctos, el nombre completo es Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte, aunque se acorta por motivos obvios. Como su propio nombre indica, abarca las entidades políticas existentes en la isla de Gran Bretaña e Irlanda del Norte, que se encuentra en la isla de Irlanda. En total, las entidades que conforman el Reino Unido son cuatro: Inglaterra, Escocia, Gales e Irlanda del Norte.
  • Gran Bretaña, como se habrá podido reducir, es la isla británica que abarca tres de las cuatro entidades políticas del Reino Unido: Inglaterra, Escocia y Gales.
  • Inglaterra, por último, es un reino dentro del Reino Unido, el central y hegemónico en la historia y que fue acoplando otros territorios y reinos. Hoy no tiene ninguna entidad internacional, y simplemente está subsumido dentro del Reino Unido.

Su confusión y el mal uso que se le da suele venir tanto por el desconocimiento de los matices que diferencian una entidad de otra como por algunas referencias populares que se han perpetuado, haciendo frecuente llamar a una de estas categorías por el nombre de otro. Es habitual, por ejemplo, referirse a Isabel II como Reina de Inglaterra. Aunque es correcto —es reina de Inglaterra—, su título en concreto es Reina del Reino Unido de la Gran Bretaña e Irlanda del Norte y de sus otros Reinos y Territorios. Porque también es reina de Canadá o Australia. Otro ejemplo que genera confusión es el futbolístico: al no existir una liga británica de fútbol, cada entidad política —Inglaterra, Escocia, Gales e Irlanda del Norte— juega con la suya, y es algo que también se traslada a las selecciones deportivas, donde se juega por separado —no así en los Juegos Olímpicos, donde compite el equipo del Reino Unido—.

Comentarios