Los juegos del hambre y Harry Potter, símbolos de las protestas democráticas en Asia - El Orden Mundial - EOM
En el foco Cultura Asia-Pacífico

Los juegos del hambre y Harry Potter, símbolos de las protestas democráticas en Asia

Los juegos del hambre y Harry Potter, símbolos de las protestas democráticas en Asia
Manifestantes haciendo el saludo de Los Juegos del hambre durante una protesta en Tailandia. Fuente: Milktea2020 (Wikimedia)

Las protestas por la democracia se han multiplicado en Asia a medida que los Gobiernos endurecen el control y se suceden los golpes de Estado militares. Frente a ello, la población en Tailandia, Myanmar o Hong Kong ha recurrido a la cultura popular para que el mensaje de sus denuncias llegue a todo el mundo.

La democracia en Asia-Pacífico lleva al menos una década en declive. Esta tendencia, que muestran índices como el de The Economist, se explica por los golpes de Estado en Tailandia y Myanmar, el recorte de libertades en Hong Kong, la censura a la oposición en Camboya y la deriva violenta en la política de Filipinas. Además, la región alberga los regímenes comunistas de China, Laos y Vietnam, el autárquico de Corea del Norte y la monarquía absoluta de Brunéi.

Sin embargo, muchos ciudadanos han salido a la calle en algunos de esos países para reivindicar el deseo de libertad frente a unas instituciones que no representan su voluntad. El mayor acceso a internet, además, ha hecho que los manifestantes más jóvenes se hayan armado con referencias a la cultura popular. De entre todas ellas, la saga de películas estadounidenses de Los juegos del hambre se ha convertido en un referente con el gesto de los tres dedos que usan los personajes para desafiar al régimen despótico de Panem. El signo se ha convertido en un símbolo de la resistencia contra los Gobiernos autoritarios de la zona. 

La película que avivó la llama

La distopía Los juegos del hambre, que tiene lugar en unos ...

Si quieres seguir leyendo este artículo, suscríbete a EOM. Lo que pasa en el mundo te afecta; comprenderlo es más necesario que nunca.

Suscríbete por solo 5€ al mes