En el foco Geopolítica Europa

Armenia sigue sin saber si ha sufrido o no un golpe de Estado

Armenia sigue sin saber si ha sufrido o no un golpe de Estado
Pashinián saludando a tropas armenias. Fuente: Gobierno de Armenia.

Armenia sufre estos días su mayor crisis desde la Revolución de Terciopelo de 2018. La derrota en la segunda guerra del Alto Karabaj ha provocado un terremoto político que amenaza con tumbar al Gobierno. El primer ministro ha acusado al Ejército de intentar dar un golpe de Estado y la oposición exige su dimisión. Pashinián, sin embargo, todavía cuenta con un gran apoyo popular y no tiene intención de marcharse.

El primer ministro de Armenia, Nikol Pashinián, denunció en redes sociales el pasado 25 de febrero un intento de golpe de Estado militar. Con esa alerta se desató un capítulo crucial en la crisis política que vive Armenia desde el acuerdo de alto el fuego con Azerbaiyán en noviembre, que finalizó la segunda guerra por el Alto Karabaj, territorio en disputa entre los dos países.

La oposición llevaba meses movilizándose contra Pashinián en medio del descontento generalizado por la capitulación en el conflicto con Azerbaiyán. Buena parte del Ejército se ha sumado a las críticas al primer ministro. Pashinián, entretanto, tiene el apoyo de la Asamblea Nacional, en la que su coalición, Mi Paso, tiene una mayoría cómoda, y de la Alcaldía de Ereván, donde vive más de un tercio de la población del país.

De líder popular al ocaso político en dos años

Pashinián llegó al poder en mayo de 2018 tras liderar las protestas populares que desembocaron en la denominada Revolución de Terciopelo por su carácter pacífico. Entre abril y mayo de ese año se produjeron protestas contra el entonces presidente Serzh Sargsián, quien se acercaba al final de su segundo mandato y pretendía ser investido...

Si quieres seguir leyendo este artículo, suscríbete a EOM. Lo que pasa en el mundo te afecta; comprenderlo es más necesario que nunca.

Suscríbete por solo 5€ al mes