En el foco Economía y Desarrollo Europa

En el acuerdo entre la Unión Europea y China hay un claro ganador: Pekín

En el acuerdo entre la Unión Europea y China hay un claro ganador: Pekín
Fuente: Friends of Europe (Flickr)

La Unión Europea y China llegaron en diciembre a un principio de acuerdo de inversión que se llevaba años negociando. Aunque el futuro del pacto está aún por determinar, desde ya supone una victoria diplomática para Pekín. El acuerdo, sin embargo, pone en duda la coherencia de las políticas de la UE hacia China y podría dificultar la cooperación con Estados Unidos.

2020 ha sido una montaña rusa para las relaciones entre la Unión Europea y China. El año empezó con planes de celebrar los 45 años de sus lazos diplomáticos, pero la creciente beligerancia diplomática de China hizo crecer la percepción en Bruselas de que la UE había sido ingenua respecto a Pekín. Esta suspicacia se ha acentuado con la pandemia, que ha endurecido el discurso europeo frente a China. La Unión también se ha mostrado consternada por la vulnerabilidad de sus sectores estratégicos, como el tecnológico y las infraestructuras, ante las inversiones chinas, lo que ha llevado al bloque a reforzar el control a las inversiones extranjeras. La Comisión Europea y algunos países miembros han emitido directrices durante la pandemia para proteger estos sectores clave.

Pero, pese a este enfriamiento de las relaciones, la UE y China terminaron el año firmando un sorpresivo acuerdo de inversión. Las dos partes celebraron videoconferencias hasta el 30 de diciembre, dando el último paso en una negociación de 35 rondas y siete años. Nada apuntaba a que el acuerdo se fuera a concluir tan pronto: la fatiga de la Unión por la falta de reciprocidad en sus relaciones comerciales con China l...

Si quieres seguir leyendo este artículo, suscríbete a EOM. Lo que pasa en el mundo te afecta; comprenderlo es más necesario que nunca.

Suscríbete por solo 5€ al mes