Política y Sociedad África Europa

Las rutas migratorias hacia Italia

Desde el año 2014, más de 2.500.000 personas han tratado de cruzar el Mediterráneo, principalmente a Italia, Grecia y España, según datos de la ONU. De esos dos millones y medio, más de 15.000 han fallecido o desaparecido en el intento. Los conflictos en Oriente Próximo y el Magreb que comenzaron a partir de las revueltas de 2011 pareciera que han engordado estas cifras. Sin embargo, la vista también hay que ponerla en el África subsahariana, ya que de allí proceden la mayoría de migrantes que tratan de cruzar el Mediterráneo.

Huyen del hambre, de las pésimas condiciones de vida, de otros conflictos armados —que no salen en las noticias— o de la persecución política, y buscan en Europa un futuro que en sus países directamente es una utopía. La inmensa mayoría no tienen en el Mediterráneo la mayor barrera, sino en el desierto del Sáhara. Semejante inmensidad hace incuantificable la cifra de vidas que se ha podido llevar este desierto, aunque ACNUR estima que cerca de 30.000 desde el año 2014. El doble que las aguas mediterráneas.

Comentarios