Relación entre salario y productividad en distintos países de la OCDE

Cartografía Economía y Desarrollo Mundo

La relación entre salario y productividad en distintos países

Descripción del gráfico

En Luxemburgo, donde el sueldo mínimo real es de 25.000$ anuales y el medio de 65.000$ en paridad de poder adquisitivo (PPA), un trabajador tiene de media una productividad de 216.000$ al año. Por el contrario, en México, donde el salario mínimo cae hasta los 2.000$ y el medio a los 16.000$, la productividad es de apenas 40.000$ por trabajador. Esa diferencia entre el salario que recibe el trabajador y el valor de lo que produce es lo que se conoce como plusvalía, que en la teoría sería el beneficio que la empresa obtiene de ese trabajo. Sin embargo, no es una cuenta tan sencilla, ya que a esa diferencia todavía habría que quitarle distintos impuestos, cotizaciones sociales y gastos que tiene el empleador de cara a elaborar esos bienes o servicios. En cualquier caso, Luxemburgo y México son de las economías con las cifras de sueldos y de productividad más elevadas y más bajas de la Organización para el Desarrollo y la Cooperación Económicos (OCDE), tal y como muestran sus datos de 2018.

La productividad laboral es un indicador que permite conocer el rendimiento o la eficacia del capital humano en un país determinado y se calcula dividiendo el Producto Interior Bruto (PIB) ―la producción total― entre el número de personas ocupadas en un momento dado. Así, cuanto mayor es la inversión en mano de obra, mayores son las expectativas en cuanto a la productividad de los trabajadores. Por esta razón, los datos de la OCDE no permiten únicamente comparar los sueldos y la productividad de sus países miembros por separado, sino que el análisis de la relación coste-beneficio posibilita adivinar la eficacia de su sistema laboral.

¿Quieres recibir contenidos como este en tu correo?

Apúntate a nuestro boletín semanal

¿Cuál es el precio del trabajo en los países de la Unión Europea?

Así, hay países como Bélgica, Francia o España que muestran un mejor rendimiento que otros países con sueldos similares. El caso de Luxemburgo, no obstante, es engañoso. Suele ocurrir que los Estados pequeños presentan unos índices de productividad más elevados que el resto si consiguen explotar con éxito un sector particular de la economía, pero en el caso luxemburgués, la causa es la gran cantidad de trabajadores transfronterizos que no viven en el país pero contribuyen a su economía nacional.

América Latina, con los casos de Chile y México, y el sur de Europa, especialmente Grecia y Portugal, acusan el limitado desarrollo de su industria y la debilidad de sus sistemas económicos, lo que impide una mejor gestión de sus recursos humanos. A pesar de ello, las diferencias entre Europa y Latinoamérica continúan siendo notables, tanto en relación a los sueldos como a la productividad de los trabajadores.

¿Cuál es la productividad en los países de la Unión Europea?

Comentarios